Identifique los costos ocultos y totales de activos empresariales para buscar liquidez

En las empresas existen costos ocultos, que aunque estan presentes a veces no son tan evidentes a la vista; Tambien estan los conocidos costos totales en que se incurren durante la vida util de cada activo:  Vehículos en desuso, maquinaria, chatarra, repuestos, mobiliario, inmuebles y hasta equipos de tecnología, entre otros, son algunos de esos activos improductivos que pueden estar generando gastos innecesarios e  impactando en la rentabilidad y competitividad de la empresas.

Sobre este tema hablamos con Martha Gómez, gerente de Subastas y Comercio, quien nos ayudó a identificar este tipo de bienes que generan estos costos mientras se están depreciando o inutilizando y nos brindó algunas ideas de qué hacer con ellos.

“Todo activo improductivo se va ir depreciando y es posible que por su naturaleza este generando costos que a veces no se ven, pero pesan mucho dentro la compañía como bodegaje, vigilancia, seguros, mantenimiento, reparaciones, impuestos entre otros; un gerente puede voltear esta situación a su favor, subastarlos y convertir rapidamente estos activos en  liquidez inmediata para la compañía”, destacó Gómez.

Es clave detectar cuales son los activos improductivios de su compañía y reducirlos a través de la gestión profesional de recuperación de liquidez mediante la subasta de los mismos, esta es una de las opciones más acertadas para recuperar liquidez, espacios ocupados por bienes no productivos y eliminar todos sus costos asociados rapidamente.

En Colombia especialmente poco a poco los compradores han encontrado en las subastas un mercado de bienes que aunque son improductivos para el vendedor, pueden ser de gran utilidad para muchos que desean comprarlos, un punto a favor para tener en cuenta para cuando se decida a vender eso que no está utilizando.

“En SUBASTAS Y COMERCIO ofrecemos inmuebles, chatarra, vehículos, maquinaria en el sitio y estado que se encuentran; los interesados en comprar pueden conocerlos previo a la subasta por medio de fotos, videos o realizando una visita de inspección para que se hagan un concepto de los mismos; los precios de subasta varian según el estado de cada bien y los interesados tienen la opción de conseguir a bajo costo bienes que puede poner en uso, transformar y/ o comercializar posteriormente”, dijo la ejecutiva.

La invitación es que se pregunten ¿Cuánto me vale tener ese activo improductivo guardado? ¿Cuáles son esos costos ocultos que me está generando? Y que de esta forma se replanteen qué hacer con ellos y convertirlos en liquidez, sobre todo en estos tiempos donde muchas compañías están buscando obtener liquidez inmediata.